24 de Abril 2004

::De las làgrimas::

El dìa de hoy tenìa planes.

Almorzar con unos amigos por la mañana, ir a entregar un trabajo a mediodìa, llegar a comer a casa y salir luego para ver que onda con un pago que sigue pendiente; no iba a ser un dìa muy ocupado, pero de todos modos no querìa dejar nada para el lunes (los domingos no trabajo para nada... bue, hay sus excepciones).

Pero a Dios se le ocurriò pinchar unas nubes grises y la lluvia no se dejò esperar. Los dias lluviosos son mis favoritos, pero cuando la lluvia es moderada y uno puede salir; la del dìa de hoy estuvo fortìsima, iniciò por la mañana y acabò hace un par de horas. El asfalto està lleno de charcos y uno no puede atravesar las calles a gusto. Supongo que aùn podrìa ir a checar lo del pago, pero aùn se esperan lluvias y el viajecito si està algo largo, por lo menos hora y media de ida y vuelta; aparte tengo la maña de no cargar nunca con un paraguas... no sè, no me gusta (por mas que llueva).

Recuerdò que cuando era niño, nos gustaba salir (a mis primos y a mì) a jugar con la lluvia, haciamos barquitos de papel que irremediblemente naufragaban por cuestiones que la fìsica explica mejor que yo. Un dìa uno de mis primos le preguntò a su papà que era la lluvia (una de esas preguntas que los niños hacen junto con ¿de dònde vienen los bebes? y ¿porquè el cielo es azul?), mi tìo contestò que la lluvia eran las làgrimas de Dios. La frase se me ha quedado grabada de por vida y siempre que llueve la recuerdo.

Palabras de Renato a las 24 de Abril 2004 a las 06:34 PM | TrackBack
Comentarios
Escribe tu comentario









¿Recordar informacion personal?